¡Feliz cumpleaños Maestro!

Cada 19 de septiembre don Genaro Lazarte -icono de la cultura famaillense- celebra un año más de vida.

Don Genaro es sin lugar a dudas uno de los máximos referentes vivos de la cultura famaillense. Músico, compositor, y maestro, de su mano brotaron decenas de canciones y un buen puñado de alumnos que aprendió a tocar la guitarra.

Nació un 19 de septiembre de 1930, en la Finca Pereyra Romero y Compañía, lugar que lo acompañaría gran parte de su vida, al dedicarse al trabajo de campo como obrero de surco zafrero hasta el año 1990 fecha en la que obtuvo la tan merecida jubilación.

Hijo de padres santiagueños, su primer contacto con la música fue a través de sus tíos quienes llegaban a la provincia en busca de trabajo cada temporada de zafra. Al cumplir los 18 comenzó a rasgar una guitarra, y aprendió de forma autodidacta sin que nadie le enseñara.

Comenzó por memorizar algunos acordes para cuando tuviera la ocasión de poder practicarlos ya que en aquellos años mozos no tenía guitarra propia. Sin embargo su gusto por la música fue más fuerte, empezó a comprar revistas y prestar atención cada vez que escuchara de pasada alguna canción en la radio -ya que por aquellos años había muy pocos de estos aparatos en Famaillá- y de este modo logró aprender su primera zamba y chacarera. En sus inicios optó por cantar canciones populares «las que saben todos» pero con el paso del tiempo descubrió una pasión aún más profunda: componer.

La madurez de los años lo llevaron a involucrarse cada vez con la música que cantaba y de este modo surgieron sus primeras letras propias. Con el discurrir del tiempo se convirtió en uno de los compositores más prolíficos y sentidos de Famaillá, su canto se conecta con la tierra el paisaje y aquellas cosas que solo entienden y pueden sentir verdaderamente aquellos nacidos en este pago.

A lo largo de su trayectoria como artista cantó en diferentes escenarios y radios de la provincia y el país. En el año 73 y 74 tuvo la dicha de tocar en el escenario mayor del folklore argentino: Cosquín, junto al grupo que había conformado con su hermano, sin embargo el escenario que recuerda con más cariño es el de la Fiesta Nacional de la Empanada.

Se mostró muy emocionado al recordar a su hermano y aquellos años de juventud y escenario. Además manifestó su agradecimiento por el homenaje que recibió luego de que se nombrara oficialmente al edificio de la Casa de la Cultura en su honor.» Que mejor que reconocerlo en vida, por que don Genaro […] es una persona tan Rica, con una virtud tan grande que inspira los buenos a pasos a Seguir» añadió Marcos Brito director de Cultura.

«Mi papá me inculcó la música desde los seis años. Es el pilar fundamental de mí familia. Estoy muy orgullosa de ser la nieta, más allá de una nieta, una hija porque él me crió desde muy chica y es la persona que siempre estuvo y sigue estando. Me sigue enseñando ese hermoso camino del arte y la música que es el folklore argentino. Solo puedo decir gracias por todo lo que me ha brindando y todo lo que me sigue brindando» expresó Lourdes Lazarte nieta de Don Genaro.

error: Este artículo pertenece al sitio _ww.elfamaillense.com.ar