Té de ruda: orígen, mitos y verdades

Cada primero de agosto y de forma casi ritual, los norteños tomamos el famoso «té de ruda», una tradición que tiene su origen en las costumbres de los pueblos originarios.

En Salta y Jujuy se prepara un brebaje de caña y ruda, mientras que en Tucumán se realiza una infusión con hojas de ruda de macho que se bebe sin azúcar y en ayunas.

Esta costumbre tiene su origen en las culturas de los pueblos originarios, en especial el guaraní, grupo étnico que confiaba en las propiedades medicinales y esotéricas de la ruda. Según esta cosmovisión la planta combate los parásitos, malestares gastroenterólogos, y la irritación fruto de la picadura de mosquitos y alimañas, además de prevenir el mal de ojo, alejar los males y la envidia.

Con la llegada de los vientos y las heladas de agosto, los chamanes guaraní preparaban un brebaje de hierbas que tenía como fin procurar la buena salud de su gente y el ganado. Con el correr del tiempo y fruto del mismo mestizaje los guaraníes comenzaron a utilizar ruda, una planta autóctona del viejo continente.

Para nuestras culturas originarias el primero de agosto es también el día de la Gran Madre Pacha, o Pachamama y en su honor realizan diversos ritos a lo largo y ancho de toda Latinoamérica.

Beneficios para la Salud:

*Disminuye los dolores menstruales: La ruda es muy utilizada para reducir las molestias durante la menstruación, siendo una planta emenagoga. Esto quiere decir que su principio activo favorece el flujo sanguíneo en la pelvis y el útero, ayudando a aliviar los dolores antes y durante la menstruación.

*Disminuye el malestar digestivo: Una infusión caliente con una pequeña dosis de ruda ayuda a calmar problemas digestivos.

*Calma la ansiedad: es una planta que ayuda a reducir los niveles de estrés y ansiedad. Se recomienda consumir 3 o 5 gramos de ruda fresca infusionada en un litro de agua.

*Favorece el buen funcionamiento del aparato circulatorio: en este caso su consumo se recomienda en pastillas o con extracto del fluído que se vende de forma comercial

*Calma el dolor y la inflamación
La ruda se puede aplicar por vía tópica para aliviar el dolor y la inflamación localizada. Es muy común que se utilice en esguinces, lesiones de tendones o cartílago, y dolor en la ciática a través de cataplasmas.

*Disminuir abscesos y forúnculos: para usarla de esta forma se realiza una cataplasma de ruda caliente que se pone directamente sobre el absceso o forúnculo.

Contraindicaciones:

El consumo diario y en grandes cantidades puede resultar tóxico. Entre sus principales efectos secundarios se encuentra la irritación estomacal, sobre todo si nos excedemos con la ingesta, problemas de insomnio, daños en el hígado y riñones, cambios de humor.

¿Cómo se consume?

Las hojas se deben recolectar en el momento de realizar la infusión, ya que la ruda seca puede resultar tóxica para consumo humano.
No sé deben utilizar más de 5 gramos, para un litro de agua. Una vez que el agua hierba, se deben colocar las hojas, y dejarlas reposar durantes diez minutos antes de consumirlo. La tradición indica que el número de tragos deben ser de 3 a siete, siempre impares y no se debe endulzar la infusión.

¿Quiénes no deben consumirla ?

Las mujeres embarazadas deben evitar consumir esta planta, pues podría provocar un aborto espontáneo o alteraciones en el bebé.

Si se consume en exceso puede ser altamente tóxico. No se recomienda consumir diario ni con frecuencia regular.

error: Este artículo pertenece al sitio _ww.elfamaillense.com.ar